El arte efímero de Huamantla conquista al mundo.

El Pueblo Mágico de Huamantla, es reconocido no solo por su grandeza histórica, sus atracciones turísticas, sus paisajes naturales y su rica gastronomía, sino también es reconocida en todo el mundo por su arte efímero, que deja un recuerdo imborrable en eventos especiales, festivales, museos y fiestas religiosas.

El arte efímero de Huamantla, ha llegado a países como Honduras, España, Italia, Alemania, Marruecos, Taiwán, Japón, Suiza, Estados Unidos, El Vaticano, Canadá, Guatemala, El Salvador, Inglaterra, Colombia, Malta, Portugal y China, por citar algunas.

Fue el 27 de octubre de 1979, cuando se confeccionó la primera alfombra de Huamantla fuera del país. El artesano Bernardo Báez, fue el encargado de realizar una obra efímera en el atrio de la Basílica de San Pedro en Roma, Italia, con motivo del primer año de pontificado de San Juan Pablo II.

Las alfombras florales tienen su apogeo durante los años 90, cuando artesanos de Huamantla llevaron este arte a países como Estados Unidos de América, en El Tianguis Turístico ITB en Alemania, el Encuentro Internacional de Arte Efímero en Noto, Italia; el Festival de Nyon, Suiza; y el Primer Encuentro Internacional de Arte Efímero en España.

En el año 1997, artesanos huamantlecos logran el reconocimiento mundial con la elaboración de una alfombra para el ex presidente de los Estados Unidos de América, Bill Clinton, quien visitó tierras tlaxcaltecas y más de 20 mil personas lo recibieron.

En el año 2011, un alfombrista huamantleco dejó plasmadas magníficas obras en el Museo de las Religiones del Mundo en la ciudad de Taipei, Taiwán; una exposición donde se mostró el arte sacro y la religión católica de México.

El 14 de agosto de 2022, en el marco de la Feria Internacional del Arte Efímero y la Dalia, Huamantla consiguió el récord Guinness con el tapete de aserrin más largo del mundo, superando lo hecho por la ciudad de Antigua Guatemala, sellando así una de las noches más importantes del Pueblo Mágico.

Actualmente, Huamantla busca el reconocimiento ante la Unesco para considerar a las alfombras y tapetes de arte efímero como Patrimonio Inmaterial de la Humanidad; donde la comunidad portadora de esta tradición centenaria ha realizado un arduo trabajo y un largo proceso para lograrlo, con lo que se honrará la vida y el legado de quienes heredaron esta bella tradición.

El 11 de octubre quedará grabado con letras de aserrín en la historia de este Pueblo Mágico, pues será entregado a la comunidad portadora el Certificado de Registro al Inventario Nacional de Patrimonio Cultural Inmaterial de la elaboración de alfombras y tapetes de Huamantla, lo cual contribuye al valor y trascendencia en la vida de las y los huamantlecos.

Si bien esta iniciativa cuenta con el respaldo de los gobiernos federal, estatal y municipal, son los portadores quienes encabezan y lideran este proceso.

Huamantla cuenta con organizaciones y agrupaciones alfombristas que destacan a nivel nacional e internacional, llevando el arte efímero a todos los rincones del mundo; sin embargo, es la gente la que mantiene viva esta tradición y cada 14 de agosto alcanza su mayor esplendor con tapetes multicolores que visten las calles de la ciudad, al paso de la Virgen de La Caridad.

× ¿Cómo puedo ayudarte?